Ollé Bertrán

Eixample se convierte en uno de los barrios más cotizados

Los estudios de mercado evidencian el progresivo encarecimiento de los dos barrios centrales del Eixample, que siguen de cerca a los más meridionales de Sarrià-Sant Gervasi y Les Corts en el precio de venta medio.

Según las estadísticas municipales, el Eixample ha cruzado el umbral de los 5.000 euros por m2 en pisos de segunda mano debido de precios cada mes. A pesar de que el precio medio de toda la ciudad no superaba los 4.100 euros/m2.

Sin embargo, esto no se ve como algo negativo, ya que la subida de precios llega de la mano de un nuevo cliente en auge: los compradores extranjeros, que pagan al contado y compran como inversión de negocios en la ciudad.

En este sentido, los grandes fondos y también los pequeños inversores compran pisos amplios y bien situados del Eixample, sobre todo para alquilarlos. ¿La razón? La rentabilidad del alquiler estándar en Barcelona está alrededor de 7% y vacacional supera el 10%. Por eso, si en un piso normal recuperan la inversión en 20-25 años, con los pisos turísticos tienen la expectativa de recuperarla en 10.

¿Qué ofrece Eixample?

Desde un apartamento de 95 m2 en la calle Diputació, amueblado con estilo, por 1,45 millones de euros; pasando por un piso de 109 m2 con 3 habitaciones y 2 baños en la calle Muntaner, por 1.1 millones; hasta uno de lujo en la Dreta del Eixample de 110 m2 con 3 habitaciones por 1.198.000 euros. O si se busca algo más económico: desde un piso de 115 m2 y 4 habitaciones junto al Clínic por 725.000 euros; una entreplanta de 105 m2 amueblada y con terraza en Provença por 695.000 euros hasta un loft sin amueblar en la calle Diputació por 585.000 euros.

Probablemente en 10 años Eixample sea una zona mixta en la que convivirán familias y profesionales de gran poder adquisitivo.